El juego como herramienta pedagógica

En la antigüedad el juego estaba exclusivamente asociado a la diversión, se consideraba como algo poco serio e inútil, que debía practicarse únicamente durante la niñez. Dichosamente con el pasar de los años esta concepción ha cambiado por completo, actualmente el juego representa una herramienta extraordinaria para trabajar en clase.  Niños, adolescentes e incluso adultos se ven inmersos en el mundo del “aprender-jugando”.

La pasión sin nombre

La lectura como ejercicio aficionado

La literatura es un medio de conocimiento personal, según sea lo que leamos podemos llegar a definirnos. En la formación académica, la literatura es relegada a un segundo plano restándole importancia a su papel en la  conformación de identidades y, posteriormente, en el ambiente comunicativo, por esto se debe crear un contexto adecuado de lectura para que los estudiantes se sientan a gusto leyendo y no lo vean como un ejercicio aburrido o como un signo de penalización. La literatura brinda múltiples oportunidades para desarrollarnos y esta es la razón por la que se debe aprovechar la adolescencia para incentivar el gusto por la lectura y no los productos que surgen a partir de esta.

El papel de la matemática

El famoso físico y astrónomo italiano Galileo Galilei, mencionó que “las matemáticas son el alfabeto con el cual Dios ha escrito el Universo”, y es ahí donde debemos ver más allá de números y fórmulas, para saber reconocer que la matemática se encuentra en cada uno de los rincones de nuestro planeta, ¿no me creen?, bueno hay un famoso número conocido al que le tienen varios nombres: “número áureo”, “número de oro”, “razón aurea”, “razón de oro”, “divina proporción”… en fin, su nombre parece ser algo muy valioso y lo es, por lo que les voy a hablar de este número.

Estrategias para vencer la tensión y la ansiedad en exámenes

Dirigido a Estudiantes y Padres de Familia

Es muy común que todas las personas antes de realizar un examen sientan algunos de estos síntomas: temor, palpitaciones fuertes (aumento de la frecuencia cardiaca y respiratoria), sudoración, temblores, dolor de cabeza, tensión muscular, inquietud o impaciencia, fatiga, dificultad para concentrarse o tener la mente en blanco, problemas para dormir, entre otros. Estos síntomas están relacionados con la ansiedad, pero ¿Qué es la ansiedad? Según la Real Academia Española la ansiedad es un estado de agitación, inquietud o zozobra del ánimo. (Real Academia Española, 2015).